Cultivo de la cúrcuma en casa

0
7511

Puede ser que hayas escuchado o leído algo sobre la cúrcuma. Tal vez hasta la hayas probado como ingrediente en algún plato, alguna batida, licuado o en algún té. Pero, ¿sabías que también es fácil para cultivar en casa?

Aquí te escribo un poco de información sobre esta planta y cómo (al cabo de unos meses) logré cultivarla.

- ANUNCIO -

¿Qué es?

La cúrcuma longa (conocida también como “Turmeric” en inglés) es una planta parecida al jengibre, aromática y de sabor amargo.

Es mejor conocida por sus usos medicinales como antiinflamatorio y antioxidante, con potencial de prevención y tratamiento de enfermedades.

Existe una gran variedad de estudios científicos relacionados a sus componentes químicos, los curcuminoides, y sus amplios beneficios para salud.

Según la página de investigación sobre nutrición, NutrtionFacts.org, su uso podría prevenir y tratar ciertos tipos de cáncer, incluyendo cáncer de colon, páncreas y de la piel. Además, podría ayudar en la prevención de diabetes tipo 2.

De acuerdo al sitio web, es conocido que las incidencias de cáncer son menores en poblaciones que consumen la cúrcuma en sus dietas regularmente.

Además de sus usos medicinales, la cúrcuma también es utilizada por su pigmentación, como colorante natural en la cocina y para teñir telas y otros materiales.

¿Cómo lo siembro?

Sembrarlo en casa es fácil. Puedes comprarlo en el mercado y dejarlo fuera unos días. Una vez notes el crecimiento de los rizomas (puntitas verdes como en la foto que se muestra abajo) es momento de sembrarlo.

En cuanto al tipo de suelo, en mi caso, decidí sembrarlo en un espacio pequeño en la jardinera donde le daba sol y sombra. Honestamente, me deje llevar por las condiciones en las que a mi abuela se le había dado el jengibre en su casa, ya que estas plantas son similares y, a pesar de que no tenía el mejor drenaje en ese espacio, se dio muy bien y sin problemas.

Una vez lo siembras y comienza a crecer, notarás el crecimiento de hojas verdes, anchas, parecidas a las de jengibre, pero más amplias.

A medida que pasen las semanas, comenzarás a ver más hojas y se dará la flor, que es bastante bonita. Después, tanto la flor como las hojas, comenzarán a marchitarse y secarse. Esto significa que se acerca la cosecha, que tarda aproximadamente 8 meses. Sin embargo, durante ese tiempo no necesitará mucha atención.

En mi caso, esperé a que se secarán todas las hojas y al fin estaba listo.

Te recomiendo que al momento de cosechar esperes a que el terreno esté bastante seco para facilitar la extracción.

Después de enjuagar, aquí está la cosecha.

¿Cómo lo uso?

Como mencioné, tiene muchos usos. Lo puedes usar para hacer té o añadir en guisos. Para conservarlo, lo puedes congelar.

Eso sí, OJO con la cantidad que uses y el manejo. Lo primero, porque con poco se logra mucho, y el sabor es fuerte. Lo segundo porque MANCHA. Usa guantes y ropa que no te importe manchar cuando trabajes con él.

Espero que te animes a sembrarlo en casa. Es más económico que comprarlo, de poco mantenimiento y beneficioso para la salud.

- ANUNCIO -Informe Agrícola no se solidariza necesariamente con las expresiones vertidas en el artículo. Nos toca a todos, individualmente, estudiar la información y asumir postura al respecto.